Inicio

 

Lectura, escritura y hasta dibujo fue algo de lo que aprendieron los 50 adultos mayores de Chía, que pertenecen al programa de Adulto Mayor de la dirección de Acción Social de la Alcaldía, quienes de manera simbólica tuvieron una graduación como muchos de ellos lo había soñado.

Más que una graduación, esto fue un reconocimiento al empeño de los adultos mayores en aprender algo que para muchos de ellos ya no era posible. De esta manera y, con toga y birrete, los “abuelitos” lograron tener una bonita ceremonia que fue organizada por la Administración Municipal a través de su dirección de Acción Social.

La actividad, en la que participaron los adultos mayores de la vereda Fagua y los sectores Samaria y Mercedes de Calahorra, se llevó a cabo este viernes 10 de mayo en el Centro de Atención Integral en Fagua donde se tuvo como ingrediente adicional el cambio intergeneracional de los adultos con los jóvenes de los colegios Stella Matutina y Tíquiza.

“Con esto buscamos no solo el beneficio de nuestros adultos mayores sino también de su núcleo familiar. Esperamos tener más beneficiados con este tipo de proyectos que redundan en el bienestar de nuestra comunidad”, concluyó Patricia Bernal, directora de Acción Social de Chía.

Noticias